A mamá le encanta hacer zoofilia con el perro

0 views
0%

Mamá es una aficionada a la zoofilia con mi perro, y es que a mi madre le encanta follar con la mascota a todas horas, es una ninfómana del sexo animal porque no es que se tire al perrito de vez en cuando, es que cuando no está enganchada chupándole la verga al bicho, está a cuatro en el piso de cualquier habitación de la casa y el perro dándole por atrás, no se corta ni siquiera cuando estamos en la casa, ella a lo mas que llega es a encerrarse en una habitación con el chucho, pero se puede escuchar perfectamente los gemidos y los orgasmos que mi madre tiene con el animal.

Sexo animal en casa con mi madre y el perro

Pero es que mamita es una mujer muy caliente, y como mi padre no le da todo lo que ella quiere sexualmente, que por supuesto es mucho, pues tiene agotado al perro de tanto coger, es una hembra incansable, siempre tiene su concha dispuesta a ser follada lo mas duro posible, que es como a la mami le gusta, y eso solo se lo puede hacer el chucho que es el único que tiene esa potencia sexual tan infame, las mujeres tan ardientes como mi madre son las mas indicadas para practicar la zoofilia porque sino no estarían nunca satisfechas.

La verdad es que mi papá se pone tremendamente caliente viendo a mi mamá en lencería tan sexy y empotrada por nuestra mascota, es una visión que pocos maridos tienen la suerte de tener en casa, él está como loco de tener una mujer tan puta como la suya, y alardea de ellos con sus amigos que le tienen tremenda envidia y se hacen grandes pajotes imaginándose a mi madre cogida por el perro, aunque el que es verdaderamente afortunado es mi papito que lo ve en directo ante sus ojos.